“La integración real de algo solo empieza con la experiencia, no con el entendimiento mental”

Hay veces que el estudio de la astrología se vuelve tan compleja que nos podemos perder tratando de hacer sentido de todo lo que nos dice la carta natal. Es en ese momento donde la mayoría de personas se equivocan, porque olvidas que no estás aquí para entender tu carta natal, estás aquí para entenderte A TI, tu universo complejo, con experiencias únicas, deseos y miedos. Tú eres el territorio, la carta natal es tu mapa. Pero tod@s sabemos que vivir en el territorio supera cualquier aprendizaje previo que se pueda haber hecho sobre él, ¿verdad?

Con esto no quiero decir que descartes el estudio de tu carta natal, solo quiero invitarte a que lo abordes con un enfoque radicalmente distinto. Que en lugar de ponerle la expectativa a la carta natal para descifrarte, dejes que, primero, tu propia experiencia encaje en la carta natal y a partir de ahí te sorprendas de qué otros tesoros escondidos puedes encontrar mientras exploras en LA VIDA REAL la energía de los arquetipos que se van presentando, abriendo y desarrollando.

Por ejemplo: Si tienes el ascendente en Acuario, en lugar de frustrarte porque en tu vida nunca te has sentido particularmente innovadora o rebelde, comienza a buscar rastros de ese arquetipo en tu vida. Pregúntate: ¿como me han llegado pistas a través de los años para integrar esta energía? Por ejemplo, tal vez en el colegio tuviste una mejor amiga súper revolucionaria y controversial que te sacaba de tu zona cómoda, pero a la que secretamente admirabas por su actitud. Ahí estaba tu ascendente, invitándote a que lo integres.

Sí se entiende, ¿verdad? TODO EN TU VIDA, y especialmente tus relaciones, son una pieza de tu propia naturaleza, de tu propia psique. Al entender esto es que tu carta natal cobra vida, no solamente en tu identidad, sino en cada aspecto de tu existencia. Lo chévere es que, al verlo así, puedes decidir, con consciencia, qué aspectos deseas integrar y cuáles quieres regular un poco.

Te pongo un ejemplo personal: yo nací con el Sol en conjunción a Marte y a Venus, en la cúspide de Leo y Virgo. El hecho es que, de pequeña, yo era pura Venus. Toda besos y armonía, era la que prefería la clase de arte y detestaba la de educación física. Cuando fui creciendo, por decisión propia, tuve que ir empezando a integrar el deporte en mi vida y cuál fue mi sorpresa al descubrir que tenía un fuerte aspecto competitivo dentro de mi, mucha energía y hasta DESEO por hacer ejercicio fuerte. Desperté a mi Marte en Virgo que ama entrenar y alimentarse sano.

3 CLAVES PARA ESTUDIAR ASTROLOGÍA

A continuación mis tres básicos para estudiar astrología y no frustrarte en el intento:

  1. CAMBIA EL ENFOQUE: En lugar de preguntarte: ¿Cómo mi carta natal me define?, la pregunta correcta es: ¿Cómo yo he ido definiendo mi carta natal? ¿Cómo he ido a habitando estos arquetipos? ¿Qué factores han influido a que, por ejemplo, de pequeña viviera más desde mi Venus y no mi Marte? Quizás si hubiese sido varón, la cosa hubiese sido diferente, porque se esperaba más Marte de mi parte. Este análisis es sumamente valioso para salirte del rol de espectadora de tu vida (carta natal) y entender que eres un agente consciente en esta aventura.
  2. NO TE APRESURES: Muchas veces queremos correr antes de aprender a caminar. Lo primero y esencial es entender e integrar los planetas y ángulos básicos en tu carta natal (sol, luna, ascendente y planetas personales). Tu nivel de comprensión en esos aspectos te permitirá entender de verdad cuando se hable de asteroides y otros puntos matemáticos que, en mente de principiante, confunden más que ayudar. Mi consejo es que, primero, te sientas súper comod@ con los arquetipos principales de tu carta y sabiendo cómo activarlos en su alta vibra. Luego de eso puedes complementar ese conocimiento con otros puntos y factores.
  3. EVITA ESTEREOTIPAR: ¡Por favor! Cuando empezamos a estudiar astrología muchas veces nos gana la tentación de analizar la carta de la gente que nos interesa ¡y tratamos de encajarlos en ciertos aspectos a como dé lugar! No porque un chico tenga a la luna en conjunción Urano significa necesariamente que no se vaya a querer comprometer. No porque una chica tenga mucho fuego en su carta quiere decir que necesariamente vaya a ser una emprendedora nata. Como leíste en un principio, hay otros factores que influyen en la activación o no de los arquetipos en la carta natal. El factor principal: el libre albedrío. Tú no puedes obligar a nadie a que integre o regule algo en su carta. Si no le nace, simplemente no es su momento. A respetar procesos y no encasillar.

*Si quieres saber más sobre cómo la astrología puede ayudarte a transformar tu vida no dudes en escribirme para una sesión personalizada (por Skype a cualquier parte del mundo) ¿más información? Haz click aquí